• Aven

Que ver en Lisboa en 3 días

Lisboa es la ciudad más grande de Portugal, además también se trata de la capital de este país. La ciudad de Lisboa está bañada por el río Tajo y tiene una infinidad de cuestas, provocando que si quieres recorrer la ciudad andando te prepares bien ya que el día será intenso, pero merecerá la pena.



TRANSPORTE

En cuanto al transporte en Lisboa dispones de varias formas de movernos por la ciudad. Además de las típicas formas de moverse por Lisboa como pueden ser en autobús, coche o andando, esta ciudad dispone de tranvía y metro, aumentando las opciones de movilidad. Para saber más del metro de Lisboa podéis verlo aquí.


ALOJAMIENTO

En nuestra estancia en Lisboa reservamos en el hotel EasyHotel Lisbon, con un precio económico y bastante cercano a algunos lugares que quisimos visitar.


MONEDA

En Portugal se usa el Euro, por tanto si ya viajas desde Europa no tendrás problemas para cambiar divisa ni pagar nada. En caso de necesitar cambiar divisa podéis hacerlo al llegar a la ciudad o ya ir con la divisa desde vuestro lugar de origen. Os queremos recomendar una tarjeta, la Bnext, ideal para viajar ya que te devuelven las comisiones.


ALQUILA EL MEJOR COCHE AQUÍ

DÍA 1

Nuestro viaje comienza saliendo de nuestra ciudad, Vigo, hasta Lisboa en coche, en un trayecto de 4 horas y media aproximadamente.


TORRE DE BELÉM

Nuestra primera parada en este viaje por Lisboa fue la Torre de Belém, ya que quisimos empezar recorriendo las orillas del río Tajo. Esta impresionante torre es uno de los símbolos de la ciudad. Se trata de una antigua construcción militar declarada Patrimonio de la Humanidad. Está situada en las orillas del Tajo, de hecho está rodeada de arena y agua y su entrada en por un puente que une la Torre de Belém con el puerto.



PADRÃO DOS DESCOBRIMENTOS

Este monumento, situado cerca de la Torre de Belém y también a las orillas del Tajo, se construyó para conmemorar los 500 años de la muerte de Enrique el Navegante, uno de los protagonistas de la política portuguesa de la primera mitad del siglo xv y del inicio de la era de los descubrimientos en Portugal.


PRAÇA DO IMPÉRIO

Situada justo al lado del Padrão dos Descobrimentos, se encuentra esta plaza ajardinada, con una excelente ubicación ya que se encuentra además al lado del Museo de Marinha, el Mosteiro dos Jerónimos, y del anteriormente mencionado Padrão dos Descobrimentos. En esta plaza destaca su céntrica fuente con varios chorros de agua.


MUSEU DE MARINHA

Este museo marítimo de Lisboa ocupa el ala oeste del Mosterio dos Jerónimos. La primera sala está dedicada a los descubrimientos que muestran la evolución de la ingeniería náutica desde el siglo XV, también hay varias miniaturas que ilustran el cambio desde las pequeñas barcas hasta las carabelas. En otras salas se exhiben maquetas de naves modernas. Frente al museo está la colección de barcos reales, entre las piezas destacan un bergantín de María I, datado en 1780 y el hidroplano Santa Clara. Se trata de uno de los museos más visitados de la ciudad. Aquí está la página oficial del museo en la que podéis ver más de este museo.



MOSTERIO DOS JERÓNIMOS

Este edificio es un antiguo Monasterio de la Orden de San Jerónimo que se ubica en el barrio de Belén. Diseñado en estilo manuelino por el arquitecto Juan de Castillo, fue encargado por el rey Manuel I de Portugal para conmemorar el regreso de la India de Vasco de Gama. Destacan los portales principal y lateral, el interior de la iglesia y el magnífico claustro. Las capillas de la iglesia fueron remodeladas en puro estilo renacentista en la segunda mitad del siglo XVI y contienen las arcas funerarias de Manuel I y su familia, además de otros reyes de Portugal. Este Monasterio también fue declarado Patrimonio de la Humanidad.



JARDIM VASCO DA GAMA

Se trata de otro amplio parque en el que destacan sus amplios jardines ideales para descansar, jugar o pasar el rato con cualquier pasatiempo. Cuando fuimos había mucha gente tumbada con sus toallas en la hierba, parejas en los bancos, grupos de amigos jugando a pasarse la pelota y otras personas paseando y leyendo. Hay una estructura que destaca en este parque y es el Pavilhão Sala Thai, un arco de estilo asiático.


CENTRAL TEJO

Siguiendo con nuestro paseo por las orillas del Tajo nos encontramos con este gran edificio, que en su día fue una central termoeléctrica que abastecía de de electricidad a la ciudad de Lisboa. Hoy en día este edificio se encuentra abierto como un museo de la electricidad.


JARDIM DOCAS DA PONTE

Este parque no tiene nada a destacar en cuanto al propio parque hablando ya que se trata de un sitio pequeño y con poco que hacer dentro de este, aunque lo que si que nos gustó fue que un árbol tenía un columpio en el que, obviamente, nos hemos montado. El punto fuerte de este parque son las vistas que tiene, ya que desde aquí tendrás unas vistas increíbles del puente 25 de abril con el mirador del Cristo Rei de fondo.


PONTE 25 DE ABRIL

Impresionante puente símbolo de la ciudad y conocido mundialmente, se trata de un puente de 2 km de longitud que une Lisboa y Almada y que atraviesa el río Tajo para hacer el tráfico mucho más fluido. Hace poco fue renovado para que pasen trenes por su parte inferior, además también se construyó hace unos años otro puente también conocido, aunque en menor cantidad, para disminuir el tráfico de la ciudad. La curiosidad de este puente es que un carril de ambos sentidos tiene suelo de rejillas metálicas, por lo que escucharás durante todo el recorrido un sonido llamativo. Pasando por el puente tienes vistas bonitas de la ciudad mientras pasas por encima del Tajo, pero lo realmente bonito de este puente es verlo desde los extremos, principalmente desde el Miradouro do Cristo Rei.


MIRADOURO DO CRISTO REI

Mientras cruzábamos el puente 25 de abril nos íbamos acercando a esta increíble estatua situada en un lugar ideal para que todo el mundo la viera, ya que en casi todo nuestro recorrido por Lisboa fuimos capaces de distinguirla por muy lejos que estuviésemos. Se trata de una increíble construcción de casi 30 metros de altura situada en uno de los extremos del Puente 25 de abril. Su construcción se realizó después de que el Cardenal de Lisboa viajará a Río de Janeiro y viera en Brasil la increíble construcción realizada. Fue en ese momento cuando al volver a Portugal quiso realizar un Cristo igual al de Río. A finales de los años 50 se consigue acabar la obra, que simboliza la paz y el agradecimiento a Dios por haber mantenido al margen de la Segunda Guerra Mundial a Portugal. Un dato de este lugar es que para nosotros fue, sin duda alguna, desde donde obtuvimos las mejores vistas tanto del Puente 25 de abril como de la ciudad.



VIAJA CON TRANQUILIDAD GRACIAS A LOS SEGUROS DE VIAJE MONDO

Viajar con un seguro de viaje es algo que recomendamos totalmente, ya que te puede ayudar mucho en cualquier imprevisto que surja durante tu viaje. Si queréis saber más sobre los seguros de viaje de Mondo podéis ver esta entrada en la que os hablamos de ella.

Nosotros siempre viajamos asegurados con ellos y la verdad es que siempre es un placer saber que viajas asegurado por una compañía tan buena con esta.

Además, por ser nuestros lectores, tenéis un 5% de descuento en vuestro seguro de viaje.


CONVENTO DO CARMO

Después de ver las afueras de la ciudad y el Mirador de Cristo Rei nos dirigimos al centro de la ciudad. Allí dejamos el coche en un parking y seguimos con nuestro recorrido del día 1. Lo primero que vemos al llegar aquí es el Convento do Carmo. Se tratan de unas ruinas de una iglesia gótica, la mayor de la ciudad en su época. Fue destruida por un terremoto en el año 1755 y es uno de los principales recuerdos de aquel fenómeno en la ciudad. Hoy en día además de conservar las ruinas, también tiene en su interior el Museu Arqueológico do Carmo.



PRAÇA LUIS DE CAMÕES

Esta plaza está situada en el Chiado y su toponimia se debe por haberse querido instalar una estatua a los poetas de Los lusíadas, inaugurada en 9 de octubre de 1867, impulsada con el fin de enaltecer el patriotismo por la Comisión Central de 1 de diciembre de 1640. En ella se localiza el consulado general de Brasil en la capital portuguesa y el Ministerio de la Economía.


CHIADO

Al lado de la Praça Luis de Camões se encuentra este popular barrio de la ciudad de Lisboa. La zona destaca por sus comercios, cafeterías, teatros o museos. En los almacenes del Chiado se encuentra un centro comercial, así como el Museo de Chiado. También antiguos comercios y cafeterías de principios del siglo XX, como el Café A Brasileira, una de las cafeterías más famosas de la ciudad.


ARCO DE AUGUSTA

Después de recorrer el barrio del Chiado nos dirigimos al Arco de Augusta, situado en la parte norte de la Praça do Comercio. Se trata de un bonito arco con figuras esculpidas que hacen que destaquen en esta plaza del comercio. Está en pie desde el año 1875.


PRAÇA DO COMERCIO

Este lugar se trata de una de las plazas más importantes de la ciudad, con una gran vista al río Tajo ideales para tomarte algo en alguna de sus muchas cafeterías. Se trata del centro neurálgico de la ciudad y aquí destacan el Arco de Augusta, la estatua de José I de Portugal y las Cais das Colunas.



CAIS DAS COLUNAS

Se trata de dos columnas ubicadas en el río Tajo justo al lado de la plaza del comercio. Está situado en una pequeña plaza donde la gente se para a mirar el río y descansar, además el día que nosotros fuimos había un chico tocando la guitarra y con la puesta del sol creaba un ambiente ideal.



DÍA 2

En nuestro segundo día en la capital portuguesa empezamos recorriendo su ciudad vecina, Sintra, para luego a la tarde volver a Lisboa y movernos por sus calles.


PALACIO MONSERRATE

Se trata de un impresionante palacete romántico mandado construir como quinta de veraneo familiar por Francis Cook, I vizconde de Monserrate, un ciudadano inglés que hizo su fortuna en la industria textil. Fue declarada Patrimonio de la Humanidad en el año 1995 como parte del conjunto de la Sierra de Sintra. En sus alrededores se encuentra el parque de Monserrate, 33 hectáreas de exuberantes árboles centenarios, jardines exóticos y temáticos, un valle de helechos, la primera gran pradera de césped plantada en Portugal, una cascada, ruinas románticas, estanques y pérgolas. En cuanto al propio edificio destaca su diseño muy del estilo árabe en todo el Palacio. Tiene unos detalles en el interior realmente bonitos y es un sitio que sin duda os recomendamos visitar.